Yo no sabía que jugar con ella era jugar con fuego.

Ella es fuego.

Es capaz de calentar a alguien o de quemarlo.

Es capaz de preservar la vida o de arrasar con ella.

La aman o la odian dependiendo de la circunstancia.

No es su culpa, todo depende de que sepan manejarla.


Para el título me inspiré en el poema de Valentina Maleza: «El no sabía que jugar conmigo era jugar con fuego» (https://valentinamaleza.com/2017/01/08/lo-mas-leido-en-2016-el-sabia-que-jugar-conmigo-era-jugar-con-fuego/).

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s